Menu

COLEGIO  CEPRI

               

línea metodológica del centro 

La población atendida en nuestro Centro se caracteriza por sus dificultades para entender las claves sutiles, complejas, pasajeras y variadas que regulan la relación natural interpersonal y las dificultades que presentan en abstraer información de las claves del entorno físico, tanto espacial como, especialmente temporal, hacen que, previamente a cualquier consideración de intervención en áreas concretas, se deba estructurar el centro a nivel físico y a nivel social, de manera que el alumnado pueda manejarse adecuadamente y cuente con el necesario control del medio que le permita avanzar en su desarrollo, con un clima apropiado para la relación educativa más eficaz. Es especialmente necesario que se pongan los medios para que se transmitan al hogar estos planteamientos. En este sentido, en su día elaboramos el Proyecto PEANA (Proyecto de estructuración Ambiental para niños/as con autismo. CEPRI, 1990), que pretende salvar las dificultades que presentan nuestros alumnos debido a  sus alteraciones en los procesos del desarrollo que les impiden extraer del entorno, tanto físico como social, los estímulos relevantes, aquellos con significado funcional. Se trata de un proceso que sigue evolucionando al adaptarse a las necesidades de cada alumno.

Las personas con autismo necesitan de claves relevantes y sistemas para entender su mundo en el momento presente, por adelantado y hacia atrás. Intentamos crear un entorno  eliminando las barreras que les impide el control del mismo, mediante el diseño de dos áreas principales:

  • El diseño de ambientes que permitan la estructuración del espacio físico (aulas, despachos, aseos...)
  • El diseño de claves y campos estimulares que se dirijan a la estructuración del tiempo (marcadores temporales relevantes y funcionales para el desenvolvimiento del niño).

Estos dos aspectos han de estar claramente relacionados con dos sistemas principales en la preparación de  cualquier aprendizaje: en primer lugar, sistemas de feedback, de tener información de la acción realizada, de forma que se propicie la autorregulación; y en segundo lugar, sistemas de feedforward, es decir, de ofrecer información por adelantado de lo que va a acontecer a corto, medio, y largo plazo, de forma que se potencien las competencias de predicción y de planificación futura.   Por tanto, trataremos de adaptar  el entorno, tanto físico como social con claves, sistemas, señales o ayudas técnicas que faciliten y promuevan un aprendizaje simplificado pero significativo y funcional.

 

Además, otro de nuestros fundamentos metodológicos es el desarrollo del  PROYECTO ENTORNOS, presentado también como Proyecto de Innovación Educativa por la Consejería de Educación de la CAM y por la Dirección General de Renovación Pedagógica del MEC. Surge de constatar en la práctica cotidiana que en la educación de escolares con autismo, se requiere una enseñanza mediada por acciones significativas, motivantes y funcionales, frente a una enseñanza mediada por símbolos. Para afrontar estos requerimientos es necesario diseñar entornos educativamente significativos. Las acciones de los escolares dentro de esas actividades, socialmente guiados por sus maestros, serán las que permitan el avance global de su desarrollo. Esta metodología supone, por un lado, una orientación para la valoración y/o el diseño de entornos y actividades con potencialidad educativa y por otro, un método de organización de los contenidos curriculares.

 

Una vez decididos qué contenidos de programación proponemos para un alumno/a, nos planteamos en qué entornos y en qué actividades se pueden desarrollar. Así, un mismo objetivo se podrá trabajar desde  diferentes entornos y actividades. Debemos analizar también la capacidad de un entorno para generar el proceso de aprendizaje.

Un entorno saludable

- Proporciona oportunidades:

o   Para compartir los lugares que definen la vida en la Comunidad.

o   Para experimentar la autonomía, la toma de decisiones y el control del entorno.

o   Para aprender y llevar a cabo actividades funcionales y significativas.

o   Para percibir que se ocupa un lugar válido

o   Para participar en la comunidad

- Fomenta el bienestar

Respecto a las actividades, su elección viene determinada por las siguientes pautas:

-       Ha de ser funcional y significativa

-       Ha de estar ajustada a la edad, capacidad e intereses

-       Además:

o   Ha de tener un  principio y un final claros

o   Ha de estar estructurada en pequeños pasos

o   Ha de asegurar el aprendizaje sin error ( dependiendo de sus capacidades)

o   Utilizaremos el “encadenamiento hacia atrás”

Todo ello para favorecer un aprendizaje positivo, mucho más motivante. Entre sus ventajas está también el hecho de que los contextos naturales se modifican y permiten  un verdadero trabajo de resolución de problemas de la vida diaria.

Si consideramos la discapacidad como el resultado de la interacción de las personas con el entorno y no como un rasgo absoluto, esta metodología cobra especial interés.

Otra de las necesidades nuestros alumnos es aprender estrategias de interacción social, de comprensión de claves socioemocionales, de sistemas de autorregulación de la propia conducta y estrategias de comunicación interpersonal. Todas ellas deben ser aprendidas en entornos naturales mediante acciones realizadas en lugares significativos y relevantes para ellos.

Las personas implicadas en la labor educativa, deberán participar de criterios de actuación unificados, con unos modos de actuación basados en claves simples, claras e inequívocas y con una actitud adecuada a las edades y características de cada uno.

 

La relación afectiva recíproca entre el profesor y el alumno es importante para la eficacia del proceso de aprendizaje. Es decir, hay que esforzarse por entender y ajustar los diferentes códigos y estilos que cada persona manifiesta, tanto el profesor como el alumno. El profesor, en este sentido, está obligado a esforzarse para procurar este ajuste, esta empatía.

 

 Otro de los ejes principales de nuestra metodología es el abordaje de los comportamientos inadaptados o no adecuados de las personas con  TEA. Este punto ha sido ampliamente estudiado y desde hace varios años en CEPRI se ha llegado al consenso de enfocar la respuesta desde el modelo del APOYO CONDUCTUAL POSITIVO. El Apoyo Conductual Positivo no es un método para decidir cuál es el tratamiento conductual más adecuado, sino un conjunto de procedimientos y técnicas destinadas a cambiar el entorno para hacer que la conducta problemática sea irrelevante e inútil y por consiguiente, hacer que la conducta alternativa socialmente adecuada sea más eficaz.

El enfoque  de Apoyo Conductual Positivo hace hincapié en la necesidad de prevenir la aparición de los problemas fomentado habilidades alternativas a los comportamientos que se pretenden modificar o reducir. El objetivo fundamental es sustituir un comportamiento inadecuado por otro  apropiado y  que tenga la misma función (comunicativa, social, de actividad…).

Los principios de este enfoque se basan en:

-       La conducta problemática tiene una función para la persona.

-       La conducta problemática está relacionada con el contexto.

-       Una intervención eficaz está basada en la comprensión de la persona, su conducta y contexto social.

-       El plan de apoyo debe tener en cuenta los valores de la persona, respetar a su dignidad, y aceptar sus preferencias y aspiraciones.

Una de las áreas más afectadas en la población que atendemos es la Comunicación y el Lenguaje,  por ello nuestra metodología  está basada,  en la enseñanza  y uso de SAAC, que faciliten la comprensión del  entorno y lingüística y permitan al alumno/a poder expresarse de forma efectiva, adecuada y espontánea . 

Los SAAC utilizados en el centro para facilitar la expresión  y comprensión lingüística son:

  • Intervención estructurada en Gestos Naturales.
  • Sistema  de  Habla Signada de B. Schaeffer.
  • PECS (Sistema de  Comunicación por Intercambio de imágenes) de Frost y Bondy.
  • lecto- escritura.

Como facilitadores de la compresión temporo- espacial,  utilizamos los ya citados  (proyecto ENTORNOS y proyecto PEANA).

Otras herramientas  para  facilitar la comunicación  y el aprendizaje de nuestros alumnos es mediante el uso de Software  en dispositivos digitales.

Además contamos con el apoyo del portal pictográfico  de ARASAAC, que  nos permite acceder a recursos visuales  necesarios para la información y estructuración temporal,  autorregulación, autonomía y comunicación.

Todos estos recursos, permiten incrementar la Accesibilidad cognitiva de nuestros alumnos, desarrollándose en un entorno más comprensible.

Los distintos SAAC que se utilizan en el Centro no son excluyentes entre sí, sino que se complementan, dando una mayor oportunidad a nuestros alumnos para aprender diferentes  herramientas comunicativas, no limitándoles a una única modalidad.

Desde sus inicios, la preocupación de CEPRI  ha estado en la línea de contemplar a la persona con discapacidad en interacción permanente y significativa con su entorno, ayudándola a desarrollar capacidades que le faciliten el  formar parte activa de la sociedad en la que vive: planificando su tiempo, teniendo oportunidades para elegir, tomando decisiones y conociendo, a través de experiencias, las posibilidades que le brinda la comunidad.

Nuestro principal objetivo es ajustarnos a las necesidades de cada alumno y darle a cada uno lo que necesita, por eso se plantean diferentes formas de participación en estos programas de inclusión.

Para nosotros, el aula no es el único entorno de aprendizaje; también lo es el patio, el comedor, el gimnasio…  los entornos que nos ofrece la comunidad y cómo no, otros colegios. Hacemos actividades con otros centros ordinarios, experiencias que son incluidas en nuestras programaciones como un Entorno Educativo más que facilita objetivos de normalización y socialización recíproca.

 

Otro de nuestros fundamentos metodológicos  y que presenta algunas similitudes con PEANA , el método  TEACCH , siglas que significan en castellano “Tratamiento y Educación de Niños con Autismo y Problemas Asociados de Comunicación“.

 

El objetivo principal de la metodología Teacch es maximizar la adaptación de materiales y estructurar el entorno para mejorar las habilidades y destrezas funcionales de los alumnos  que lo usan. El pilar fundamental es una enseñanza estructurada  adaptando:

 

  •     Las tareas: organizar tareas cortas usando la agenda visual ,  horario o panel  individual para anticipar que se va a hacer en cada momento y donde, así evitamos niveles de ansiedad y frustración. Las tareas tienen que llevar un contenido visual a modo de información, una estructura simple y organizada que con dicho apoyo visual el alumno puede realizar la actividad de la forma más autónoma posible, además de saber cuándo empieza y acaba una tarea.

 

  •      El espacio: Es importante estructurar visualmente el espacio físico con apoyos visuales, organizando zonas de trabajo (aulas con rincones, entornos o áreas de…. informática, lectura, juego, autonomía personal…).

 

  •    El sistema de trabajo: adaptar material, organizarlo por niveles y áreas de trabajo. El sistema de trabajo debe ser rutinario pero flexible.        Nuestro fin es utilizarlo para facilitar  la accesibilidad al proceso de enseñanza-aprendizaje cotidiano del aula, utilizando apoyos visuales que nos permiten  estructurar las tareas y actividades y crear rutina y autonomía en el trabajo.

           

Siguiendo con nuestra filosofía de innovar para facilitar el proceso de aprendizaje de nuestros alumnos, desde hace tres años venimos trabajando con la metodología.

ABP ( APRENDIZAJE BASADO EN PROYECTOS). El trabajar a través de diferentes proyectos anuales nos ofrece muchas posibilidades, tanto a los profes como alumnos, porque parte de temas motivantes y sigue una línea en coherencia con la metodología llevada a cabo en CEPRI, nuestro colegio.

Al trabajar por proyectos los alumnos aprenden investigando, experimentando y viviendo cada uno de los procesos de enseñanza-aprendizaje a su ritmo, colaborando con las familias en las tareas de recogida de información, materiales, etc..Y  es precisamente por esto por lo que son tan importantes y ofrecen tan buenos resultados.

 

Trabajar por proyectos  con nuestros alumnos con TEA nos permite seguir la metodología del centro en la que no se trabaja por áreas estanco sino de forma integrada, facilitando trabajar todas las áreas curriculares y que los aprendizajes que realicen sean funcionales y significativos. Mientras, buscamos que  los alumnos estén motivados con todo lo nuevo que  aparece, despertar nuevos intereses, fomentar conductas de atención conjunta, de cooperación, asunción de responsabilidades, habilidades de planificación y estructuración de tareas, comunicación, de relación, estrategias para la resolución de conflictos, habilidades de autodirección...

El Trabajo por Proyectos, se caracteriza frente a otras propuestas de trabajo, por una serie de aspectos que garantizan su valor educativo.

     1. Han de despertar el  interés de los  alumnos, buscando conexiones con sus intereses y creando otros nuevos- muy importante en el caso de nuestros alumnos cuyos intereses están muy restringidos- , entorno cercano, que sean significativos y funcionales en la medida de lo posible.

      2. Permite ir introduciendo contenidos de diferentes áreas/ habilidades de manera que resulten eficaces, significativos  y funcionales para ayudarles a avanzar. Cada año trabajamos un Proyecto que sirve de eje vertebrador .

      3. Implica a las familias en este proceso educativo, siendo fundamental su apoyo y colaboración para poder llevar a cabo el proyecto. Las familias que ayudan al alumno a buscar información, materiales etc, se sienten más implicadas en el proceso de enseñanza aprendizaje y valoran este tipo de trabajo de manera muy positiva.

                                                                                                                                                                       Equipo Colegio CEPRI.

SAAC- COMUNICACIÓN

ÁREA DE COMUNICACIÓN Y LENGUAJE: LOGOPEDIA

 

El rasgo nuclear de las personas con TEA es el déficit en la comunicación e interacción social. De ahí que nuestros alumnos presenten alteraciones en el área comunicativa y social (comprensión y expresión  lingüística en  alguno o todos sus componentes, alteración en las relaciones interpersonales y en la comprensión social, ausencia de lenguaje oral) por lo que la intervención en este área debe realizarse de forma transversal, es decir, interviniendo  en todos los entornos (logopedia, aula, comedor, patio, casa y entornos comunitarios), situaciones y actividades. De ahí la importancia del trabajo en equipo consensuado con la familia.

 

Debido a las características del alumnado, nuestra metodología esta basada en la enseñanza y uso, de sistemas alternativos y/o aumentativos de comunicación  (SAAC) que faciliten la comprensión lingüística y del entorno y que permiten al alumno/a poder expresarse de forma efectiva, adecuada y espontánea. El uso de estos apoyos y herramientas permite espacios y elementos comprensibles, ayudando al alumno a desenvolverse de forma más autónoma favoreciendo así  la accesibilidad cognitiva.

 

Partiendo del nivel de desarrollo de nuestros alumnos, así como de sus intereses y necesidades, se implementarán las diferentes modalidades y herramientas comunicativas más adecuadas, segmentando sus objetivos.

 

Los SAAC utilizados en el centro son los siguientes:

 

  • Intervención Estructurada en Gestos Naturales.   

Enseñanza específica de gestos naturales para expresar petición y rechazo

  • Sistema de Habla Signada de Benson Schaeffer.

Uso simultáneo del habla y del signo. La utiliza tanto el niño como el adulto. Es un facilitador de la comprensión del lenguaje oral y la comunicación

  • PECS (Frost y Bondy)

Sistema de comunicación por intercambio de imágenes. Enseña cómo usar imágenes para pedir de forma espontánea.

                                                     

  • PEANA.

Los distintos SAAC que se utilizan en el Centro no son excluyentes entre sí, sino que se complementan, dando una mayor oportunidad a nuestros alumnos para aprender diferentes  herramientas comunicativas, no limitándoles a una única modalidad.

 

La metodología empleada en la enseñanza de estos sistemas de comunicación está basada en el aprendizaje sin error, a través del moldeamiento (ayudas físicas que se le dan al alumno para realizar una acción) y la posterior retirada de ayudas utilizando el “encadenamiento hacia atrás”. Es muy importante la realización de una intervención sistemática por parte de todos los profesionales, así como la secuenciación de objetivos y el uso de ayudas visuales por parte de los adultos para facilitar la comprensión y la correcta adquisición y generalización de los sistemas.

 

El desarrollo de habilidades comunicativas tales como la capacidad de elección y/o de rechazo, implican además una mejora en la calidad de vida de nuestros alumnos, facilitándoles la toma de decisiones sobre su propia vida y favoreciendo la capacidad de autodeterminación.

 

Priorizamos objetivos funcionales para nuestros alumnos por ello realizamos actividades como  “elaboración y elección de desayuno”, “ocio”, “cocina”, “kiosco”, “recados”, “recordar el fin de semana”, “emociones-teoría de la mente”

 

 
 

El uso de las nuevas Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC

) en nuestro centro, nos ha permitido crear nuevas actividades audiovisuales más motivantes y participativas, mejorando la adquisición de nuevos conceptos y habilidades, utilizando diferentes dispositivos y softwares.

 

 

Dentro de nuestros programas de intervención, atendemos otras necesidades relacionadas con la alimentación y deglución.

 

Entendemos, que debe formar parte de nuestra práctica educativa, el trabajo continuo con las familias, a través de reuniones periódicas, asesoramiento para la puesta en práctica de los sistemas, formación…que  facilitan la inclusión y generalización de los objetivos trabajados en el colegio a los distintos entornos en los que se desenvuelve el alumno/a.

 

El servicio de logopedia proporciona también formación interna a profesionales del centro, familias, voluntarios y personal en prácticas y formación externa a otras entidades, asociaciones y universidades.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

TRABAJAR POR PROYECTOS CON ALUMNOS CON TEA

TRABAJAR POR PROYECTOS EN CEPRI 

 

El trabajar con la metodología ABP - Aprendizaje basado en proyectos-nos ofrece muchas posibilidades, tanto a los profes como alumnos, porque parte de temas motivantes y sigue una línea en coherencia con la metodología llevada a cabo en CEPRI, nuestro colegio.

Al trabajar por proyectos los alumnos aprenden investigando, experimentando y viviendo cada uno de los procesos de enseñanza-aprendizaje a su ritmo, colaborando con las familias en las tareas de recogida de información, materiales, etc..Y  es precisamente por esto por lo que son tan importantes y ofrecen tan buenos resultados.

Pero esto es fácil decirlo, como todo, sin embargo, para trabajar correctamente en esta línea se necesita de una implicación de todos los profesionales del colegio, adaptando su participación a las características, edades, de los alumnos de su aula... Es necesario un gran trabajo de elaboración, preparación de materiales y recursos y  también de evaluación cuando se finaliza el proyecto.

Trabajar por proyectos en educación especial y en  nuestro caso con alumnos con TEA nos permite seguir la metodología del centro en la que no se trabaja por áreas estanco sino de forma integrada, facilitando trabajar todas las áreas curriculares y que los aprendizajes que realicen sean funcionales y significativos. Mientras, buscamos que  los alumnos estén motivados con todo lo nuevo que  aparece, despertar nuevos intereses, fomentar conductas de atención conjunta, de cooperación, asunción de responsabilidades, habilidades de planificación y estructuración de tareas, comunicación, de relación, estrategias para la resolución de conflictos, habilidades de autodirección...

 Están trabajando de forma individual, en grupo o entre niveles y no se dan tanta cuenta del esfuerzo que realizan y además tratamos de que sea un aprendizaje lúdico.

Una de las principales ventajas para nuestros alumnos con TEA es que toda la información que se recoge, material trabajado y elaborado es muy visual, está basado en imágenes que recogemos de internet o utilizando Arasaac.

 

¿EN QUÉ CONSISTE UN PROYECTO DE TRABAJO POR PROYECTOS ?

 Un Proyecto de Trabajo es un plan de acción  que en nuestro caso  debe buscar temas motivantes, lúdicos, que despierten el interés de los alumnos, nos permita adaptar objetivos y contenidos a cada alumno y grupo de alumnos a la vez que es un vehículo para trabajar contenidos curriculares, habilidades adaptativas y dimensiones de calidad de vida incluidas en las programaciones individuales.

 Para ello nos planteamos:

      1º Argumentar, negociar y resolver:

 - Qué se quiere hacer.

-  Para qué lo vamos a hacer: Objetivos y contenidos del Proyecto.

 - Qué necesitamos.

- Con qué lo haremos.

- Dónde vamos a encontrar lo que necesitamos.

    2º - Asignamos responsabilidades:

 -  Quienes vamos a hacer cada una de las tareas

 - Cómo vamos a evaluar el proyecto: los objetivos planteados y los resultados obtenidos.

El Trabajo por Proyectos, se caracteriza frente a otras propuestas de trabajo, por una serie de aspectos que garantizan su valor educativo.

    1. Han de despertar el  interés de los  alumnos, buscando conexiones con sus intereses y creando otros nuevos- muy importante en el caso de nuestros alumnos cuyos intereses están muy restringidos- , entorno cercano, que sean significativos y funcionales en la medida de lo posible.

    2. Permite ir introduciendo contenidos de diferentes áreas/ habilidades de manera que resulten eficaces, significativos  y funcionales para ayudarles a avanzar.

Los fundamentos pedagógicos, en los que se sustenta el trabajo por proyectos: · La enseñanza por descubrimiento (Brunner).

· El aprendizaje significativo. (Aussubel)

· La globalidad y generalización.

· El constructivismo en el lenguaje. (Vigotsky).

 · La evaluación procesual.

El trabajo por proyectos nos ayuda a estructurar, relacionar y fijar mejor los contenidos a aprender.

3. Es importante tener en cuenta la colaboración y aportación de las familias en este proceso educativo, siendo fundamental su apoyo e implicación para poder llevar a cabo el proyecto. Las familias que ayudan al alumno a buscar información, materiales etc, se sienten más implicadas en el proceso de enseñanza aprendizaje y valoran este tipo de trabajo de manera muy positiva.

ANTES DE TRABAJAR POR PROYECTOS

Para trabajar por proyectos hemos necesitado partir de:

· Un Equipo profesional implicado, sólido y unido cuyo principal objetivo de trabajo es mejorar la calidad de vida de sus alumnos.

· Explicación del proyecto y búsqueda de la implicación de las familias. En la medida en que ellos comprendan nuestra forma de actuar, trabajar y los grandes beneficios que obtendrán sus hijos, colaborarán con más ilusión.

· Coherencia en todo el centro. Debemos tener presente que no todos  los grupos  hacen las cosas al mismo ritmo, con la misma complicación, ni puede asumir las mismas tareas...a pesar de la buena voluntad de los profesores/as y de las programaciones minuciosas. El trabajo se hace con paciencia y armonía. Tenemos que ser conscientes de la importancia que tiene planificar y dar " tiempo" para que los trabajos en común, etc. vayan saliendo y así, poco a poco todo vaya funcionando.

Cada alumno o grupo de alumnos  necesita un tiempo para desarrollar el trabajo. Vamos a llenar nuestras aulas de cosas propias, que son de este grupo, no de otro y además vamos a compartir  y colaborar con otros grupos del cole para hacer algo en común llenando  nuestros pasillos y espacios comunes.

Los profes  siempre estamos muy receptivos/as, queriendo "recibir" todo aquello que nos traigan (materiales, experiencias, problemas, sugerencias, etc), para con nuestra actuación hacer esto más atractivo y motivante.

Hemos intentado crear  sentimiento de equipo ,  ya que todas las aportaciones, sugerencias, ideas son importantes y partiendo desde aquí nos implicamos en el trabajo y asumimos responsabilidades.

    DESARROLLO Y FASES DEL PROYECTO DE TRABAJO.

A la hora de trabajar los proyectos, necesitamos un eje que nos ayude y guíe a organizarnos. Este eje será flexible y se va adaptando a los intereses de los alumnos e ideas  o contratiempos que vayan surgiendo.

* Fases  por las que puede pasar un Proyecto:

- Elección del tema : es uno de los momentos más importantes. ¿ qué les puede motivar, interesar, descubrir, que efeméride anual podemos aprovechar...?. Hay que ser realistas, creativos e imaginativos.A la hora de desarrollar las propuestas, estas  deberían ser variadas, diversas y motivadoras para los alumnos/as, respetarán sus ritmos individuales y atenderán a la diversidad de nuestros alumnos con TEA, dando oportunidades a todos los alumnos por igual, sea cuales sean sus características, capacidades ,etc.

- Búsqueda de fuentes de información: Internet está llena de ideas y recursos, bibliografía, vídeos... Queremos buscar respuestas e información sobre todo aquello que nos interese trabajar.

-Comunicación y recogida de las ideas previas: cómo podemos facilitarles el aprender,   que les puede interesar, como presentar ideas, información, materiales para que les resulte atractivo etc. Dar valor a todas las propuestas e ideas que se presenten.

- Establecer: objetivos y contenidos generales, actividades que se van a realizar ( plásticas, excursiones y visitas...), temporalización de las mismas, materiales necesarios..

- Establecer formas de trabajo: A la hora de realizar propuestas y actividades utilizamos diferentes tipos de agrupamientos como son : nivel, aula, interniveles, agrupamientos flexibles con alumnos de diferente niveles/ aulas en  Gran Grupo o Pequeño Grupo,  y de forma Individual.

Siempre debemos tener en cuenta que hemos de ser flexibles y que habrá actividades que nos permitirán desarrollarlas más y otras que tal vez serán más breves o más sencillas.

- Incluirlo en la programación anual del centro, la  de aula e individual.

- Información a las familias: solicitando su colaboración. Así de esta manera, todos pueden traer materiales relacionados con el tema: libros, fotos, cuentos, vídeos, disfraces, murales, discos de música, materiales que podamos reciclar...

Nuestro pasillos serán la muestra de lo que estamos trabajando a través de murales, notas, dibujos…, con el fin de implicar a todo el centro: familias, profesores, alumnos...

- Organización y puesta en marcha del trabajo: Quien o quienes ( profes y alumnos) hacemos cada cosa.

- Elaboración de un dossier, libro, cuento, cuaderno... de la/las actividades ( individuales, grupales) realizadas en soporte papel o digital.

Tanto para que  los tengan los alumnos, para el aula, para que quede como recuerdo para ellos y una memoria del trabajo realizado.

- Evaluación del Proyecto.  La incluiríamos en la memoria Anual gral. del curso.

 

                                Coordinadora de los proyectos anuales: Yolanda Pineda.

PROGRAMA DE TRÁNSITO

Los Programas de Tránsito están diseñados para apoyar los cambios que experimentan nuestros alumnos, principalmente, cuando deben dejar nuestro Centro para incorporarse a otro servicio o cuando van a cambiar de etapa educativa. Nuestro objetivo es ayudarles en la incorporación de un espacio nuevo, con nuevos compañeros y profesionales.

Estos programas  se elaboran individualmente, adecuándose la duración e intensidad del apoyo a las necesidades de cada uno. La planificación de este Programa se realiza en coordinación con los profesionales del futuro Centro.